Blog

¿A QUÉ VIENES A ESTE MUNDO?

Por Lalo gama.

Seguramente te lo habrás preguntado en varias ocasiones y la respuesta de la inmensa mayoría es que venimos a ser felices.  Así que, siendo la parte esencial de la vida del ser humano, ser feliz, pensé en compartir contigo el tema de la felicidad.

Y lo preocupante es que, siendo lo más importante, hay muchas personas que no son felices, y ello es francamente triste porque todas y todos merecemos una buena calidad de vida con predominio de bienestar, paz y alegría.

Ahora bien, lo que tú consideras que es felicidad y lo que yo considero que es felicidad es distinto. Algunos piensan que tiene que ver con estar bien en salud, dinero y amor; otros con estar bien con la familia; otros con estar en paz.

¿para ti qué es ser feliz? Pregunta clave que invita a tu respuesta sincera y objetiva, y que deseablemente considere lo siguiente…

Hay personas que se exigen demasiado, o que exigen que pasen diversas cosas para ser felices. “Seré feliz cuando gane tanto dinero”, “cuando tenga mi casa”, “cuando mis hijos se titulen”, “duando tenga mejor cuerpo”, y así un sinfín de exigencias, haciendo realmente difícil estar bien.

En tanto que hay personas que consideran que son felices por el hecho de despertar, de abrir los ojos y poder gozar de un día más. Entonces deciden ser felices, independientemente a lo que suceda.

Y esto me lleva a otro punto, y es que la felicidad es una decisión. Se decide estar bien, como se decide asimismo estar triste o enojado. Y por ello la recomendación será siempre que decidas estar bien a pesar de las circunstancias y condiciones de tu vida.

Ten presente que la felicidad es interna, no llega de “algún lado”, sino que la creas con lo que te dices a ti mismo respecto a tu persona, a tus acciones y al mundo en general.  Si la mayor parte de tus pensamientos son placenteros, positivos y en general de bienestar, así irás por tu camino estando bien, deseablemente con sentimientos plenos y con acciones correspondientes de bienestar.

Yo comulgo con la idea de que la felicidad mucho tiene que ver con ser agradecido, con disfrutar el regalo de la vida, de cada día; con desear lo mejor para quienes me rodean y con realizar acciones buenas por mi pójimo.

Cierro con este concepto fundamental que te invito a tener en cuenta:

“No es más feliz el que más tiene, sino el que menos necesita, y más allá de ello, el que más da”.

¡No necesitas mas nada para ser feliz! Con tener tus necesidades básicas cubiertas tienes un mundo de opciones y posibilidades incalculables para seguir feliz.

Y si ayudas a las más personas que puedas, haciéndolo de corazón, se hará hábito y cada vez querrás ayudar más, comprendiendo que entre más compartes, mayor felicidad experimentas.

¡Vive con gratitud por el regalo de la vida que se te ha dado! ¡Es un regalo invaluable que puedes y debes aprovechar! ¡Vale la pena!.

Back to list

Leave a Reply

Your email address will not be published.